HORA CERO | El debate presidencial y su impacto en Veracruz

En el debate entre los candidatos presidenciales de este domingo hubo pocas propuestas y mucho intercambio de descalificaciones y adjetivos.

Más que un intercambio de ideas y propuestas, este ejercicio organizado por el Instituto Nacional Electoral fue una confrontación abierta, una guerra sin cuartel de señalamientos y acusaciones, principalmente entre las candidatas de Morena-PT-PVEM, Claudia Sheinbaum, y de PAN-PRI-PRD, Xóchitl Gálvez, aunque también subió al ring el abanderado de MC, Jorge Álvarez Máynez.

La candidata opositora lanzó torpedos contra la aspirante oficialista, a quien recordó las tragedias de la Línea 12 del metro y del Colegio México, así como el mal manejo de la pandemia de Covid-19 en la Ciudad de México. Sheinbaum no se inmutó ante los señalamientos en su contra; y reviró calificando a Gálvez como corrupta y mentirosa.

Por momentos, Jorge Máynez parecía más un alfil de la 4T para el ataque contra la candidata opositora, aunque el del MC también lanzó metralla contra la abanderada de Morena.

Podríamos decir que el debate del pasado domingo entre Sheinbaum, Gálvez y Máynez sirvió como entretenimiento por el morbo que despierta el intercambio de acusaciones y descalificaciones, pero no fue un ejercicio útil para conocer las propuestas de los candidatos sobre los temas de salud, educación, combate a la corrupción, transparencia, no discriminación y grupos vulnerables, y violencia contra las mujeres.

Quedó la impresión de que el debate no fue definitorio y tampoco inclinó la balanza; esperemos que los siguientes dos (28 de abril y 19 de mayo) aporten mucho más en términos de propuestas; sean de altura; y signifiquen más un intercambio de ideas de los aspirantes a encabezar el Poder Ejecutivo que una discusión entre aspirantes que parecen desesperados por socavar la imagen del adversario.

Por otro lado, el debate presidencial de este domingo dejó ver lo que podría esperarse del mismo ejercicio que se llevará a cabo en la elección local veracruzana el 27 de abril y el 12 de mayo entre los candidatos Rocío Nahle, de Morena-PVEM-PT-FxM; Pepe Yunes, de PAN-PRI-PRD; y Polo Deschamps, de Movimiento Ciudadano.

Si las participaciones de los tres candidatos al gobierno del Estado replican la estrategia de los aspirantes presidenciales, entonces lo que veremos será un intercambio de descalificaciones y señalamientos por actos de corrupción, en el que saldrá peor librado quien tenga la cola más larga.

Pérez Quintos, cronista de Perote
De forma reciente, en Perote rindió protesta como cronista de la ciudad el maestro Jorge Pérez Quintos, en un evento organizado por la Dirección de Educación, Arte y Cultura del Ayuntamiento local.

Se trata de un arquitecto egresado de la UV, maestro en restauración arquitectónica de bienes culturales por el Instituto de Antropología e Historia de la Universidad, promotor del rescate del patrimonio cultural de Perote.

Pérez Quintos es vicepresidente del Colegio de Arquitectos Restauradores del Estado de Veracruz; ha participado en diversos proyectos de investigación histórica y restauración, como el de la Fortaleza de San Carlos, Perote; o el del Fortín de Órdenes Militares de Plan del Río, Emiliano Zapata, por el que obtuvo el Premio Nacional de Restauración, del INAH Conaculta 2008, entre muchos otros.

Su nombramiento como Cronista de la ciudad es un merecido reconocimiento a un hombre que ha dedicado años de su vida a promover la riqueza cultural, la preservación de la memoria y el rescate de los monumentos y la historia regional.

@luisromero85

 

Te recomendamos