Operan de emergencia a niño que ingirió 54 imanes para intentar “volverse magnético”

Un niño de 12 años tuvo que ser operado de emergencia tras ingerir una gran cantidad de imanes.

El menor fue internado en un hospital de Manchester, en Inglaterra y cuando fue intervenido, lo médicos se dieren cuenta que eran un total de 54 imanes.

La justificación del menor fue que quería “volverse magnético”.

Cabe mencionar que el niño ha sido diagnosticado con trastorno por déficit de atención e hiperactividad y autismo.

Además, no era la primera vez que había ingerido imanes, la primera vez fue parte de un “experimento” para ver si era posible que los objetos metálicos se adhirieran a su abdomen. La segunda ocasión fue para conocer el aspecto de éstos una vez que los evacuara.

También podría gustarte